Demetrio
Demetrio Obispo de Córdoba

Córdoba, 7 de julio de 2017

Queridos jóvenes, que os preparáis al V Encuentro Nacional de Jóvenes Cofrades en Córdoba.

Para la diócesis de Córdoba es un honor poder acogeros a todos los que planeáis encontraros como Jóvenes Cofrades para este V Encuentro Nacional, con el lema "Sé la luz que mueve al mundo", durante los días 26 al 29 de octubre de 2017.

Jesús dice: "Yo soy la luz del mundo, el que me sigue no camina en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida" (Jn 8,12), y nos dice a nosotros: "Vosotros sois la luz del mundo… Que vuestra luz brille ante los hombres de manera que viendo vuestras buenas obras glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos" (Mt 5,13-16). Que este Encuentro en Córdoba sea como una antorcha que alumbre a todos los jóvenes para comunicarles la alegría de tener a Jesucristo en vuestras vidas. Sí, encontrar a Jesús es encontrar la alegría de la vida. Con él, todo es diferente, todo es nuevo, todo tiene sentido porque infunde una esperanza que no tiene fin. Sin él, se recorta el horizonte, se estrecha el cerco de la vida, nos faltaría lo fundamental.

Lo habéis experimentado desde niños al contemplar vuestro sagrados Titulares. Qué rostro más expresivo el de Cristo en los distintos momentos de su pasión y su gloria. Cuántas veces os habéis cruzado con su mirada, y os habéis sentido queridos, perdonados, alentados en el camino de la vida. Cristiano es el que sigue a Jesucristo, vosotros seguís a Jesucristo en cada una de esas imágenes sagradas que nos lo acercan en tantas ocasiones y especialmente en las estaciones de penitencia o de gloria. Seguidle siempre, no le dejéis solo. No estés nunca sin su compañía.

Y junto a él, su Madre bendita en los preciosos pasos de palio o en sus imágenes de gloria. ¡Qué bonito es tener madre! Nosotros tenemos madre, es María la madre de Jesús, la que él nos dio junto a la Cruz, diciendo: "Mujer, ahí tienes a tu hijo" "Hijo, ahí tienes a tu madre" (Jn 19,25-27). El discípulo amado la recibió en su casa. Recíbela tú también en tu casa, entre tus cosas, porque es la mejor herencia que Jesús nos ha dejado. Si acudes a ella, nunca estarás desconsolado.

La piedad popular, que vosotros habéis recibido desde niños de vuestros padres y abuelos, os mira con mucha esperanza, porque en este Encuentro vosotros sois los protagonistas. Animo a los organizadores y participantes que vendrán de todos los puntos de la diócesis de Córdoba, de los pueblos y de las ciudades. Y a todos los que venís de otros lugares de España, más cercanos o más lejanos, sed bienvenidos. Córdoba os acoge con cariño. Los jóvenes cofrades de Córdoba han preparado este V Encuentro con mucha ilusión para os sintáis en vuestra casa y disfrutéis todos de este encuentro juvenil, que traerá frutos para el futuro de vuestras vidas.

Cuento con vosotros, la Iglesia cuenta con vosotros, vuestras Cofradías cuentan con vosotros, porque sois un activo muy importante para el presente y para el futuro de vuestras Hermandades. Preparad vuestro corazón para este V Encuentro.

A todos os bendigo de corazón.